Játiva, tras el maná blanco

No es un día cualquiera. Como no lo han sido los últimos para la demografía de Xátiva -situada a 60 kilómetros al sur de Valencia-. Y menos para ese paraje que ha sido y es hoy centro de proyección mediática. Lo jamás visto en el estadio de La Murta, donde mañana el Olímpic recibirá al todopoderoso imperial Madrid. Fue lo que la suerte de la Copa del Rey decidió. Y estos días, redactores de prensa, radios y televisiones nacionales, cámaras y fotógrafos, técnicos, personal de producción… acuden al estadio para descubrir al grupo setabense. ¿Quién es su entrenador? ¿Quiénes son sus jugadores? ¿Cómo es el campo de La Murta, ampliado con una grada supletoria para dos mil gente? ¿Cómo afrontarán el duelo de ida copero contra el Madrid? ¿Se piensa en la machada? ¿Y qué consecuencia tiene en la metrópoli?

«Nunca he jugado contra un conjunto como el Madrid. En la Copa ya me he enfrentado al Valencia o al Málaga. Pero la trascendencia y lo que acarrea la huella imperial Madrid no lo he vivido jamás. Es una semana increíble», aseguraba a ABC Antonio Aparicio Chorques (Enguera, Valencia, 7/11/1955), el técnico del Olímpic, que es maestro de formación Física en el instituto Josep Ribera de Xátiva. «Los chavales en el patio me han estado abordando continuamente, preguntándome por el roto, diciéndome las ganas que tenían de que llegase, enseñándome las entradas… A nivel social, lo he visto por la vía, es un acto muy fundamental para la ciudad», abalorio.

Aparicio lleva desde finales de los ochenta entrenando a equipos autonómicos de Segunda B como el Novelda, el Alcoyano, el Orihuela, el Onteniente, el Benidorm… Las dos últimas campañas dirige al Olímpic. La pasada período se les escurrió al desenlace la opción de promoción a la Liga Adelante. El técnico valenciano apunta que el club tiene «uno de los presupuestos más humildes» del categoría tercero de Segunda B, pero significa que «se trabaja bien».

Cuentan con las seis fichas profesionales mínimas exigibles para la grupo y esos futbolistas rondan los mil quinientos euros mensuales. Pero el residuo estudian o trabajan y entrenan para competir. «Aquí tenemos para el viaje y poquito más. Hay futbolistas jovencitos que no cobran y otros que a lo mejor ganan cien o doscientos euros», comenta el preparador.

Comentarios

Los comentarios están cerrados.

Publicidad
Ofertas de Viajes